Recibe tu estudio de seguridad personalizado llamando al 91 198 33 77 91 198 33 77 . También podemos llamarte gratuitamente. Anuncio

Seguridad para bebés y niños pequeños

¿Qué hay que tener en cuenta en una casa con un bebé?

Cuando un bebé llega a casa, son muchas las medidas de seguridad que se pueden adoptar para que la vivienda se convierta en un lugar apropiado y tranquilo donde pueda desarrollarse y crecer.

Los principales aspectos a los que hay que prestar especial atención en una vivienda con bebé son las siguientes:

  • Enchufes: lo más común es cubrir los enchufes con un protector de plástico que evitan que los niños puedan tocarlos.
  • Escaleras: se recomienda poner vallas de seguridad en la parte superior e inferior de la escalera.
  • Esquinas: existen protectores para esquinas de paredes, mesas, etc. fabricados normalmente de gomaespuma o silicona.
  • Cajones: también para armarios, frigorífico o cualquier mueble con puertas. Existen diferentes tipos y dependerá del tipo de estructura. Los más comunes son bloqueadores externos y cierres de seguridad que los bebés y niños no pueden manipular.
  • Medicamentos y productos tóxicos: mantener los medicamentos controlados es de vital importancia en las casas donde viven bebés o niños pequeños. Conoce todo los consejos sobre la conservación de medicamentos en casas.
  • Puertas: cuando los bebés comienzan a gatear, es importante tener cuidado con las puertas para evitar contusiones y heridas. Para ello pueden usarse clips de espuma que hacen tope y evitan que la puerta se cierre completamente.

¿Cómo asegurar la habitación de un bebé?

De manera más específica, la habitación del bebé también será una estancia en la que tendremos que tomar medidas de seguridad concretas. Ya que es la estancia en la que más tiempo pasará el bebé durante los primeros meses de vida.

A continuación, se muestran los diferentes factores de seguridad a tener en cuenta dentro de la habitación de un bebé y los principales métodos con los que podemos controlarlos.

  • Control de la cuna: por supuesto, será necesario adquirir una cuna homologada que especifique el peso máximo que soporta y que cuente con la protección necesaria para evitar que le bebé salte fuera. De manera adicional, se puede instalar una cámara que enfoque la cuna y que permita a los padres ver al bebé en cualquier momento desde su teléfono móvil. La cámara tendrá que contar con visión nocturna para poder ver imágenes con total oscuridad.
  • Temperatura de la habitación: durante el día, se recomienda que la temperatura dentro de la habitación del bebé esté entre 22 y 24 grados centígrados y, por la noche, que baje a una temperatura entre los 18 y los 20 grados centígrados.
  • Humedad de la habitación: se recomienda que la habitación del bebé tenga una humedad entre el 30% y el 50%. Para regularlo, se recomienda usar humidificadores y deshumidificadores. Así como un higrómetro que mida la humedad del aire en todo momento.
  • Productos de limpieza: hay que tener cuidado con los productos de limpieza que se usen para limpiar la habitación y lavar la ropa y sábanas del bebé. Mira detergentes específicos para bebés. También se recomienda lavar la ropa antes de estrenarla, usar jabón neutro y no usar suavizante.

¿Cómo hacer que un baño sea seguro para un bebé?

El baño también se convierte en una zona muy vulnerable cuando hablamos de bebés y niños pequeños. En primer lugar, será imprescindible que un adulto acompañe y controle en todo momento al bebé dentro del baño.

De manera adicional, se aconseja ampliar la seguridad de esta estancia teniendo en cuenta las medidas y criterios que se enumeran a continuación:

  • Temperatura del agua: se recomienda que el agua esté a la misma temperatura que el bebé, entre los 35 y los 37 grados centígrados. Para cerciorarte, puedes usar un termómetro de baño.
  • Antideslizantes: cuando los bebés pasan a la bañera es recomendable instalar antideslizantes en la base para evitar caídas.
  • Aparatos eléctricos: los aparatos eléctricos tendrán que mantenerse lo más alejados posible de la bañera, lavabo y bidé y se recomienda mantenerlos desconectados si no se están usando.
  • Geles, productos cosméticos, lacas, etc.: mantén los productos que puedan resultar tóxicos para el niño fuera de su alcance, en un armario o cajones con sus correspondientes protectores para evitar que pueda abrirlos.
  • Silla o flotador para bañera: son estructuras en las que colocar al bebé mientras se baña y evitan que pueda caerse.
  • Váter: existen seguros que evitan que los bebés y niños puedan abrir la tapa.

¿Cómo asegurar el jardín con un bebé?

En caso de vivir en una casa con jardín, también será necesario tomar las medidas de seguridad pertinentes en esta zona. Aunque, dependiendo del tipo de jardín y sus dimensiones, las medidas de seguridad necesarias serán diferentes, a continuación, se enumeran los principales problemas que se suelen dar en los jardines y cómo puedes solucionarlos.

  • Piscinas: las piscinas suponen uno de los elementos más peligrosos del jardín. Existen diferentes métodos que evitan que los bebés y niños puedan caerse a la piscina. Entre ellos destacan las mallas de superficie, las barreras perimetrales, las pulseras con alarma, las alarmas para piscinas, etc. Descubre todos los consejos sobre seguridad en las piscinas.
  • Pozos: es necesario tapar convenientemente cualquier pozo o zanja y evitar que el niño se acerque.
  • Productos de jardinería: algunos productos de jardinería pueden resultar tóxicos para bebés y niños. Mantén estos productos guardados en un lugar fuera del alcance de los más pequeños y evita que jueguen en el jardín justo después de utilizarlos.
  • Suelo: evita piedras en el jardín. Existen muchas empresas que ofrecen suelos artificiales de caucho o césped artificial que son seguros para bebés.

¿Cómo mejorar la seguridad general de una casa con un bebé?

Las alarmas son un sistema de seguridad que actualmente sirven para mucho más que para proteger una vivienda del robo y la ocupación. Otras de las funciones que puede cumplir una alarma y que son de especial interés para las casas donde hay bebés son las siguientes:

  • Posibilidad de acoplar detectores de incendios y fugas de gas.
  • Ver imágenes en tiempo real de cámaras IP inalámbricas a través de la aplicación de la alarma.
  • Opción de controlar el termostato.

Las alarmas consiguen que un solo dispositivo controle muchas de las funciones que garantizan la seguridad de un bebé.

Actualizado el
 
91 198 33 77
Te llamamos