¿Necesitas más información? Compara alarmas de distintas compañías llamando al 91 198 33 7791 198 33 77 o te llamamos gratuitamente Anuncio

El problema de las falsas alarmas ¿cómo evitarlas?

Falsa alarma

Uno de los grandes problemas a los que nos enfrentamos cuando instalamos un sistema de alarma son los avisos de falsas alarmas. Las falsas alarmas provocan ansiedad en los propietarios y, en los casos extremos, pueden llegar a suponer sanciones económicas y legales. Descubre cómo evitar las constantes falsas alarmas.


Qué son las falsas alarmas

Las falsas alarmas son los avisos que las CRA (Centrales Receptoras de Alarmas) envían a la policía para que acuda a una propiedad cuando realmente no existe ninguna emergencia y, por lo tanto, el aviso es en vano.

Las falsas alarmas suponen un mal uso de los servicios de seguridad del estado y controlar este tipo de avisos supone una tarea imprescindible tanto para propietarios como expertos de la CRA.

Los errores que provocan las falsas alarmas pueden ser de diversa índole y el problema puede estar tanto en el mal uso del sistema de alarma, como en el mal funcionamiento de la alarma o problemas de verificación en la CRA de las empresas de seguridad privada.

Por qué se producen las falsas alarmas

Las razones por las que se producen las falsas alarmas pueden ser muchas y de diferente origen. A continuación, exponemos las principales razones por las que una alarma puede saltar aunque no se esté produciendo ningún allanamiento o atraco.

  • Olvidar el código de seguridad o introducirlo mal.
  • Animales domésticos.
  • Problemas con el equipo de la alarma.
  • Invitados que no conocen el funcionamiento del sistema de alarma.
  • Cortes de electricidad.
  • Presencia de algunos objetos cerca de lo sensores que puedan activarlo.

Qué problemas provocan las falsas alarmas

Las falsas alarmas se convierten en una pesadilla tanto para los propietarios como para las empresas de seguridad privada, ya que producir de manera reiterada falsas alarmas conllevará una serie de consecuencias. Los principales problemas que generan las falsas alarmas son:

  • Fuerte efecto psicológico en el propietario. El pensar que han entrado en tu propiedad puede producir mucha angustia y ansiedad y puede provocar el miedo constante a los saltos de alarma en las alarmas para casa o para negocios. Por otro lado, también puede provocar que se dejen de tomar en serio los saltos de alarma reiterados.
  • Sanciones, que pueden ir desde la desconexión temporal de la alarma, hasta sanciones económicas.
  • Cuando se sancionan negocios donde el uso de un sistema de alarma es obligatorio, las autoridades obligarán a que el negocio esté supervisado por un servicio de vigilantes.

Si las falsas alarmas son muy pocas y están muy dispersas en el tiempo, no existen sanciones ni para el propietario ni para la empresa de seguridad privada.

Toda la información relativa a sanciones por falsas alarmas está registrada en la Ley de Seguridad Privada vigente actualmente, que puede consultarse en el Boletín Oficial del Estado.

Cómo reaccionan las CRA ante las falsas alarmas

Las falsas alarmas son el resultado de algún problema entre el alto de alarma y el proceso de verificación de la CRA.

Cuando las CRA reciben un salto de alarma, tienen acceso a toda la información de los sensores y detectores de la propiedad. Esta información dependerá del tipo de sensores que se activen, pero, de manera general, conocerán qué sensores y detectores se han activado, a qué horas, con qué frecuencia.

La mala verificación se suele deber a que la información que reciben los especialistas de la CRA es incompleta o no es suficientemente detallada como para poder descartar un allanamiento.

Se ha comprobado que el mejor sistema de verificación que puede tener una CRA son los sistemas de videovigilancia. Además, se recomienda que este sistema cuente con un sistema de micrófonos o un sistema de habla/escucha para incrementar su seguridad.

Cómo evitar las falsas alarmas

Cuando el sistema de alarma salta constantemente sin motivo real, es muy importante descubrir por qué lo hace. Para ello, habrá que localizar el sensor o sensores que saltan y analizar si es siempre el mismo o van variando.

  • Aprenderse bien los códigos y claves de la alarma.
  • Mantener bien cerradas puertas y ventanas antes de conectar la alarma.
  • Si se tienen animales, instalar sistemas de alarma que realmente sean compatibles con mascotas, como el de Tyco Mascotas.
  • Tener un mantenimiento de la alarma periódico y cambiar frecuentemente las baterías de los detectores y sensores.
  • Si se tienen invitados, explicar claramente el funcionamiento la alarma si van a tener que manipularla.
  • Evitar cortes de luz que pueden ocasionar un aviso de emergencia al confundirse con un intento de sabotaje.
  • Detectar cualquier fallo en el equipo de la alarma y avisar a la empresa de seguridad para su arreglo o recambio.
  • Cuidado con los objetos que se dejan cerca de los detectores y sensores. Algunos dispositivos electrónicos pueden provocar el salto de alarma cuando se activan o vibran.

Qué hacer si mi alarma sigue produciendo falsas alarmas

Como se ha explicado anteriormente, las falsas alarmas pueden ser un problema muy grande para el propietario.

Cuando se percibe que una alarma salta repetidamente sin que haya un allanamiento y no somos capaces de poner una solución por nosotros mismos, es muy importante tomar medidas:

  • Ponerse en contacto con la empresa de seguridad con la que tengamos contratada la alarma para que hagan una verificación de los sensores y certifiquen que los sensores y el equipo de alarma funcionan correctamente o si, por el contrario, es necesario reparar o cambiar alguna pieza.
  • En algunos casos, las alarmas para casa, así como las alarmas para negocios saltan sin cesar porque ese equipo concreto de alarma no se adapta a las circunstancias de la propiedad. En ese caso, será necesario plantearse el cambiar de sistema de alarma o de empresa de seguridad.

Recuerda que existen miles de empresas de seguridad con las que puedes contratar una alarma capaz de adaptarse a cualquier circunstancia.

Pide información a través del teléfono 91 198 33 7791 198 33 77 o pide que te llamemos.

Más informaciónMás información

Actualizado el
 
91 198 33 77
Te llamamos